15 de abril de 2013

5 meses: Nacida para ser feliz.

¡Hemos vuelto a ganar un concurso! Esta vez fue una canastilla que aunque es pequeña estaba llenita de cosas muy útiles para nosotras.
Claudia hace 2 días hizo 5 meses. En la revisión de los 4 nos dijeron que el frenillo de debajo de la lengua lo tiene demasiado largo y se le puede romper, pero que no pasa nada. A mi me pasa lo mismo con el del labio de arriba y por ahora no se ha roto. Le pusieron de nuevo tres vacunas y esta vez  le hicieron reacción muscular. Se tiró dos semanas con una bola en un muslo y no podíamos ni rozarla.
Le pusimos uno de sus juguetes colgado del carro y se quedaba mirándolo asustada, también levantamos el asiento un poco y ya no está tan tumbada, ahora puede ver más el exterior y cuando ve las gotas de lluvia caer se queda embobada.


Por las noches duerme del tirón, pero está empezando con los dientes y le duelen bastante. Llevaba un mes en el que babeaba mucho y se metía los puños en la boca, y un día tocándole la encía vi que tenía un bulto duro y a la que se lo tocaba le dolía. Tuve que comprarle una crema especial para los granitos que le salían por el cuello por la baba, pero si le ponemos un mordedor en vez de morderlo lo chupa.
También hemos empezado a darle plátano a trocitos y me empuja la mano para metérselo entero. Ha aprendido a restregarse los ojos como hacemos los adultos y ya levanta bastante la cabeza, aunque se cansa rápido y se enfada.
También ha aprendido a meterse el biberón ella sola y a ponerse nerviosa cuando lo ve. Fue el cumpleaños de mi abuela y por primera vez metí a Claudia en un restaurante.
Por las mañanas se dedica a ver "la casa de mickey mouse". La sentamos en su hamaca y empieza a chillar, a reír y a pegar patadas cuando mickey la habla. Le gustan mucho los dibujos que interactúan con el espectador, eso hace que mi madre tenga tiempo para sus cosas y yo para descansar. Cuando ve algún programa donde enfocan a los presentadores y empiezan a hablar a la cámara se pensará que le hablan a ella y sonríe y les grita. La canción de "Soy una taza, una tetera..." Sigue presente, sólo que ahora cuando mi madre  se lo quita o acaba, me mira a mi y me pone pucheros en plan "mamá, diles que me lo pongan". 
Seguimos intentando que coja cosas, pero sólo estira las manos y no sabe coger nada, aunque últimamente se dedica a abrazar a sus muñecos y llevárselo a la boca mientras se ríe. Respecto a la semana santa creo que no le va a gustar nada, era escuchar a un niño en la tele cantar una saeta y se ponía a llorar como una loca.
En cuanto ve a alguien conocido le "habla" a su manera o le "regaña" gritándole y diciendo palabras raras, y desde pequeña cuando no le hacemos caso nos grita diciendo "eeeehhh" y levanta las manos para llamar la atención, o cuando se mira en un espejo empieza a sonreír y a "hablar" a su reflejo.
Está empezando con las pequeñas carcajadas, y como pone en sus camisetitas "Born to be happy" ¡NACIDA PARA SER FELIZ!

No hay comentarios :

Publicar un comentario